Lucha entre narcotraficantes deja 16 muertos en Uruapan, Michoacán



Uruapan_Narco STR|EFE|Fotografía de seis cadáveres, cuatro colgados de un puente y dos en el suelo, hallados por las autoridades en la madrugada de este jueves, en Uruapan

Un total de 16 hombres fueron asesinados en las últimas horas en la ciudad de Uruapan, en el occidental estado mexicano de Michoacán, en un hecho que las autoridades estatales vincularon con las disputas que mantienen los cárteles de la droga.

El Gobierno de Michoacán confirmó este jueves a Baja Press que 13 de los cadáveres fueron abandonados durante la madrugada de este jueves en una de las principales avenidas del municipio de Uruapan, la segunda ciudad más importante de Michoacán.

Las autoridades encontraron siete de los cuerpos frente a un centro comercial, donde algunos de los cadáveres estaban colgados de un puente, y los otros seis aparecieron esparcidos en la zona y desmembrados.

Los últimos tres cadáveres se localizaron en la colonia (barrio) La Mora, una de las principales zonas residenciales de Uruapan, donde sicarios los abandonaron en el interior de bolsas de plástico.

La Fiscalía estatal abrió este mismo jueves diversas líneas de investigación.

Entre estas, destaca la pugna que mantienen los cárteles Jalisco Nueva Generación (CJNG), Los Caballeros Templarios y de La Nueva Familia Michoacana.

Este último grupo criminal opera a través de un grupo de sicarios que se conoce como Los Viagras.

Las tres organizaciones del narcotráfico se disputan el control de la producción y tráfico de drogas, secuestros, robo de vehículos y extorsiones a empresarios productores de aguacate.

En junio pasado, el Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador ordenó el despliegue en Michoacán de cientos de agentes de la recién conformada Guardia Nacional, en un intento por contener la ola de violencia.

El auge de la violencia en esta región de Michoacán se remonta a hace más de una década.

El 6 de septiembre del 2006, narcotraficantes del cártel de La Familia Michoacana arrojaron las cabezas de cinco hombres en la pista de baile de un bar en Uruapan, donde además dejaron una cartulina con advertencias a un grupo rival.

Se considera que este suceso fue el detonante de la inseguridad en la zona, que no ha remitido.

México padece una ola de violencia en la mayoría de delitos tanto de alto como de bajo impacto. Por ejemplo, en el primer semestre del año se registraron 17,138 homicidios dolosos, lo que supone una media de 95.2 asesinatos diarios y un 7.2 % superior respecto a las estadísticas del primer semestre del 2018, cuando se reportaron 15,973 casos.











icon Bajapress

Accede más rápido

toca Icon iOs y elige añadir a la pantalla de inicio